Saltar al contenido

La Empresa Responsable

El World Business Council of Sustainable Development concibe la empresa socialmente responsable como aquella que “asume un compromiso de contribuir al desarrollo económico sostenible por medio la colaboración con sus empleados, sus familias, la comunidad local y la sociedad, con el objetivo de contribuir a mejorar la calidad de vida”.

La responsabilidad social Empresarial (RSE) es un compromiso estratégico adquirido por empresas que buscan la consecución de sus objetivos empresariales, cumpliendo con sus obligaciones legales y contractuales, y aplicando criterios sociales y de estabilidad en las relaciones con sus partes interesadas, contribuyendo así a la satisfacción de las necesidades y expectativas de las mismas. .

Este compromiso es voluntario y busca que las empresas estén en equilibrio con respecto a tres pilares fundamentales: bienestar social, crecimiento económico sostenible, y aprovechamiento responsable de los recursos naturales y del medio ambiente.

La empresa y su estudio.

¿Qué es la empresa saludable?

La empresa saludable es aquella que se preocupa por mejorar de manera activa y continua la salud de sus trabajadores, haciendo más saludable tanto el ámbito de trabajo como los hábitos de sus empleados dentro y fuera del entorno laboral.

Una empresa saludable promueve la salud e implementa una serie de acciones centradas en las necesidades de los trabajadores como elemento importante para el éxito de la empresa.

Este nuevo modelo de empresa enseña a los empleados a gestionar el estrés, las emociones, a mejorar el clima laboral, prevenir lesiones y enseñarles a cómo pensar y accionar saludablemente para lograr un mayor rendimiento.

Una empresa saludable promueve la flexibilidad, la felicidad, el liderazgo compartido, la autenticidad, la diversificación de género y cultural, además de valorar y desarrollar a las personas que forman parte de ella. 

El concepto de la empresa saludable ha nacido para hacernos despertar de una cultura empresarial insalubre, nociva y dañina, que se ha ido alimentando a través de los años, como producto de un entorno laboral sin cuidado.

Con problemáticas en auge como el presentismo y el absentismo en las empresas, este nuevo tipo de modelo empresarial busca hacernos actuar y dar importancia al activo más importante de cualquier organización: sus empleados.

Galería de imágenes sobre la empresa responsable.

Una Empresa es un sistema conformado por personas que realizan diversas actividades y hacen uso de distintos tipos de recursos para la producción de bienes y/o la prestación de servicios con el que pretenden satisfacer alguna necesidad de la sociedad a cambio de obtener una utilidad o beneficio.

Uno de los significados más básicos del término empresa es: Unidad de organización dedicada a actividades industriales, mercantiles o de prestación de servicios con fines lucrativos. Esta definición hace referencia a una forma de organización cuya finalidad es la producción o realización de algo con fines de lucro.

La empresa y sus recursos.

Al hablar de una eficiente gestión de la organización es imprescindible tomar en cuenta un factor clave que es la toma de decisiones. Éste proceso puede considerarse como la base del éxito de los negocios. Su Misión y Visión están bien definidas.

Una de los cimientos más esenciales en las que se fundamenta la toma de decisiones en cualquier empresa es el aprovechamiento del conocimiento, éste proviene directamente de la persona encargada de realizarla y tenemos como supuesto que cuenta con la información del contexto, de la industria y tiene la capacidad de seleccionar el curso de acción más favorable a la organización.

La importancia de la información para la toma de decisiones en la empresa

  • La importancia de la información para las organizaciones radica en que es un recurso esencial, éstas la utilizan al desempeñar sus operaciones diarias y de manera estratégica para la búsqueda de un alto nivel competitivo y crecimiento.
  • En este sentido una opción muy válida para hacer crecer el valor de este recurso tan importante es integrarla y tenerla disponible en el momento adecuado para que pueda ser analizada por los tomadores de decisiones. Es en este momento que las herramientas tecnológicas juegan un papel muy importante al integrar los datos y aumentar el valor que aportan los mismos para la empresa.

La tecnología en la toma de decisiones empresariales

  • La información confiable es crucial para el proceso de toma de decisiones tanto operativas como estratégicas, siendo éstas más certeras cuando están basadas en fuentes de información que ayudan a la empresa a reducir la incertidumbre y el riesgo.
  • Para este efecto las tecnologías de información resultan una herramienta muy valiosa que permite recolectar, procesar y almacenar datos que son generados de la misma operación del negocio en el día a día. Así se facilita el acceso a la información y se reduce el margen de error que pudiera existir al realizar una misma captura en varias ocasiones.

La importancia de la comunicación en la empresa

  • El 54% de las empresas todavía no comunica correctamente a sus equipos cuáles son las prioridades estratégicas a medio y largo plazo; según un informe realizado por Solo Consultores en colaboración con la Fundació Factor Humà. Todo esto a pesar de la gran importancia de la comunicación en la empresa. 
  • Pero, además, dicho informe, Total Value Index 201, pone de relieve que el 64% de las compañías no consigue resolver los problemas de manera rápida y eficaz. Y, que en el 59% de los casos no existen canales de comunicación efectivos. Podemos añadir también, que el 51% de los líderes encuestados para el informe, no apoyan e impulsan proactivamente los cambios.
  • Con estas cifras, vemos que todavía no trabaja e impulsa correctamente la comunicación en la empresa y que queda aún mucho camino por recorrer… Aún a pesar de la gran importancia que esta tiene a la hora de alcanzar los objetivos y aumentar la motivación y competitividad de los trabajadores.
  • Es en este punto, cuando cabe recordar que la comunicación se convierte esencial en cualquier tipo de actividad organizada, y se convierte en un imprescindible para conseguir que estas funcionen. Más si cabe en las empresas de la actualidad, que se han ido versificando y volviendo más complejas con el tiempo.

ademails